El Spa lo tenemos en casa. Mascarillas naturales para cada necesidad.

0
426
El Spa lo tenemos en casa. Mascarillas naturales.
\

Tipos de mascarilla según su función

El spa lo tenemos en casa. Mascarillas naturales para cada necesidad de la Mujer Latina USA, que quiere lo mejor para su rostro y ahorrar dinero también. Las mascarillas faciales, además de proporcionar beneficios a las capas superficiales de la piel, también cubren las profundidades de la epidermis y su aplicación constituye un momento relajante y placentero.

Además, son el método más sencillo de ofrecer tratamientos profundos a la piel.  Se pueden preparar en casa con productos naturales o comprar las marcas comerciales, las cuales tienen la ventaja de ayudar a tratar varios problemas a la vez, tales como nutrir, suavizar  y limpiar la piel al mismo tiempo. De acuerdo a sus funciones, hay una gran variedad de mascarillas, entre ellas las siguientes:

Mascarillas de efecto Tensor: Su función es tensar la piel del rostro para combatir especialmente las arrugas y la flacidez. Los diversos beneficios de los hilos tensores han llevado a multitud de personas a probar el tratamiento de medicina estética, también conocido como lifting sin cirugía. Recuerda, el Spa lo tenemos en casa. Mascarillas naturales para cada necesidad. Todo antes de llegar a una cirugía facial.

Al aplicarse este tipo de mascarillas húmedas y al volatilizarse el solvente que contiene, se seca en la piel provocando una tensión de tipo físico y una oclusión. Sus acciones son el aumento de la nutrición celular y la aceleración sanguínea que genera más  oxígeno. Estas mascarillas son parte de una técnica de rejuvenecimiento facial que ayuda a reducir los signos de la edad y poner fin a la flacidez y a las líneas de expresión, sin pasar por el quirófano ni sufrir ningún tipo de dolor. Por eso te repito, el spa lo tenemos en casa. Mascarillas naturales.

Mascarilla de efecto Reafirmante: Se usa para reafirmar los tejidos de la piel del rostro cuando ha perdido firmeza y elasticidad, producto del envejecimiento. Entre las mascarillas reafirmantes faciales destaca la que se elabora a base de avena, yogur y miel. La mezcla de los tres ingredientes deja un efecto lifting en el rostro, digno de un tratamiento de belleza profesional. Gracias a los antioxidantes de la miel y a las propiedades exfoliantes e hidratantes de la avena, hará que la piel luzca mucho más nutrida y vital.

La mezcla de  manzana y naranja también es ideal como reafirmante, ya que estos productos son excelentes para mantener la juventud de la piel. La manzana es rica en ácidos muy beneficiosos para eliminar las células muertas y reestructurar la superficie cutánea, mientras la naranja, con su elevado contenido en vitamina C y su acción antioxidante, es perfecta para frenar el envejecimiento de la piel a la vez que favorece el aumento de colágeno esencial para que el rostro luzca más firme y terso.

Mascarilla de efecto Exfoliante: Permiten eliminar las células muertas de la piel, limpiándola en profundidad y brindando una suavidad y brillo únicos. Se aplican con movimientos circulares, se pueden dejar actuar por unos minutos y se enjuagan con agua tibia. Una de las primeras cosas que se deben hacer para mantener una piel saludable es exfoliarla cada 7 a 15 días.  Luego de su aplicación, el rostro puede quedar un poco roja, sin embargo, se notarán inmediatamente los cambios en la piel.

Mascarilla de efecto Hidratante: La aplicación de este tipo de mascarilla, ablanda el estrato córneo y ayuda a que la piel retenga su propia humedad, proporcionándole una barrera de protección, alisando y difuminando las arrugas y líneas de expresión. La hidratación de la piel es importante porque ésta  protege al organismo de agresiones externas que pueden afectar su equilibrio natural. Esta función la cumple, gracias a su propio mecanismo de hidratación que la mantiene, a su vez, flexible y resistente.

No obstante,  casi siempre y por diversos factores a los que la piel se expone diariamente, el mecanismo natural no es suficiente y se debe aportar una ayuda extra que evite su sequedad, grietas, descamación o la tirantez. En este caso, las mascarillas son el tratamiento ideal y los ingredientes más recomendados para elaborarlas son plátano, menta, avena, fresas, miel, aguacate y aceite de oliva.

Mascarilla de efecto Estimulante: Mascarilla de té verde. Preparas la infusión y una vez fría, humedeces compresas y las colocas sobre el rostro en ocasiones repetidas.Cuando se retira esta mascarilla, se produce una estimulación de los vasos capilares superficiales, que son los encargados de llevar los elementos nutritivos que necesitan los tejidos. Después del agua, el té constituye la segunda bebida más consumida en el mundo. Sus propiedades estimulantes y curativas hacen de esta rica infusión la predilecta de muchos.

Investigaciones científicas han comprobado que esta milenaria planta contiene altos niveles de polifenoles, que son sustancias altamente antioxidantes, capaces de neutralizar los radicales libres, partículas principalmente responsables del proceso de envejecimiento de la piel. Sus otros compuestos como los aminoácidos y catequinas, mantienen a las células de la piel protegidas del proceso de oxidación y favorecen una profunda hidratación, como resultado del incremento en la captación de moléculas de agua.

La piel quedará tonificada y fortalecida, gracias a la acción estimulante de colágeno y elastina que realiza el extracto de té verde.

Mascarilla de efecto Aclarante: La aplicación de este tipo de mascarilla es  de mucha utilidad, debido a la presencia de caolín, que absorbe el exceso de  melanina en el estrato córneo para no marcar las manchas pigmentarias. Entre las mascarillas aclarantes más recomendadas por sus efectos en esta función, está la de Glicerina al Rayo, la cual ayuda a retener la humedad de la piel para que las células de la piel se regeneren rápidamente. Se prepara con  yemas de huevo, miel y glicerina. También destaca el uso del limón y la papaya como aclarantes.

Mascarilla para piel grasosa: La piel grasa es más propensa a padecer acné y puntos negros, además de que suele brillar como foco en las fotos. Las zonas más frecuentes donde se nota la piel brillosa son la frente, la nariz y el mentón, también conocida como la zona T. Esta situación se puede combatir con mascarillas especiales para la piel grasosa. Entre este tipo de mascarillas, destacan la elaborada con base de avena con miel, avena con limón y manzana con piña.

El Spa lo tenemos en casa. Mascarillas naturales para cada necesidad.

Mujer Latina USA

@mujerlatinausa

@roxanacastillofficial

No hay comentarios