Isabel Allende

0
630
Isabel Allende
Isabel Allende
\

Embajadora Literaria

Isabel Allende Llona es una escritora chilena, miembro de la Academia Estadounidense de las Artes y las Letras desde 2004. Nació en Lima, Perú, el 2 de agosto de 1942, mientras su padre se desempeñaba como secretario de la embajada de Chile en Perú. Hija del diplomático Tomás Allende Pesse, primo hermano de Salvador Allende, presidente de Chile durante el periodo 1970-1973 y de Francisca Llona Barros. Es de ascendencia vasca por parte paterna y de ascendencia portuguesa, vasca y castellana por parte materna.

Sus padres se separaron en 1945, y su madre retornó con Isabel y sus dos hermanos a Chile, donde vivió desde 1946 hasta 1953, cuando su familia residió en Bolivia, donde asistió a una escuela estadounidense en La Paz. También vivió en Líbano, donde estudió en un colegio privado inglés. Su padre le inculcó su afición por las letras, lo cual la impulsó a cursar estudios de periodismo. Mientras, se iniciaba en la escritura de obras de teatro y cuentos infantiles, trabajó como redactora y columnista en la prensa escrita y la televisión.
Isabel Allende es la mayor y única hembra de los tres hijos del matrimonio Allende-Llona. Sus hermanos menores son Juan y Francisco. Contrajo matrimonio dos veces, primero con Miguel Frías (1962–1987), con quien tuvo dos hijos: Paula Frías Allende, quien falleció en España en 1992, víctima de porfiria, y Nicolás Frías Allende. Su segunda boda fue con Willie Gordon (1988), de quien se divorció en el 2015, después de 27 años juntos.

En 1960 Isabel Allende entró a formar parte de la sección chilena de la FAO, la organización de las Naciones Unidas, que se ocupa de mejorar el nivel de vida de la población mediante un exhaustivo aprovechamiento de las posibilidades de cada zona. A raíz del golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973 en Chile, encabezado por el general Augusto Pinochet, en el que murió su tío, el presidente Salvador Allende, abandonó su país dos años más tarde y se exilió en Venezuela, donde inició su producción literaria y permaneció hasta 1988, cuando se radicó en Estados Unidos. En 2003 obtuvo la ciudadanía de ese país y reside en San Rafael (California). Allí, ha trabajado normalmente en una casa de Sausalito, unos kilómetros más al sur, donde ha escrito muchas de sus novelas.

Su obra literaria
La primera gran novela de Isabel Allende, “La casa de los espíritus”, fue publicada en 1982. Esta obra, cercana al “realismo mágico”, describe el ambiente y los sucesos previos que condujeron al golpe militar contra Allende. Con ella se consagró como una de las grandes escritoras hispanoamericanas de todos los tiempos. La misma se convirtió de inmediato en un best-seller en numerosos países del subcontinente americano, en España y otras naciones de Europa, a pesar de que su publicación había sido rechazada por varias editoriales de Hispanoamérica.

Once años después del éxito, la historia pergeñada por Isabel Allende recibió un poderoso impulso de proyección internacional en adaptación cinematográfica realizada por el cineasta sueco Bille August (The house of the spirits, 1993), quien contó con la colaboración de la propia autora para elaborar el guión, y con un prestigioso elenco de intérpretes en el que figuraban Meryl Streep, Glenn Close, Jeremy Irons, Winona Ryder, Antonio Banderas y Vanessa Redgrave.

Transcurridos dos años desde la publicación de La casa de los espíritus, Isabel Allende volvió a los anaqueles de las librerías con otra espléndida novela que mezclaba de nuevo la enrarecida situación política de su patria (en este caso, los asesinatos de los “desaparecidos” durante la dictadura de Pinochet) con otros materiales literarios procedentes de la poderosa imaginación de la autora (concretados, aquí, en una historia de amor). Se trata de la obra titulada “De amor y de sombra”, recibida también con grandes elogios por parte de la crítica y los lectores, y considerada como el hito que venía a señalar que el éxito internacional de “La casa de los espíritus” no había sido fruto de la casualidad.
A estas grandes obras les siguieron otras, entre la que destacan “Eva Luna” (1987), “El plan infinito” (1991), “Paula” (1994), “Afrodita” (1998), “Hija de la fortuna” (1999), “Retrato en sepia” (2000) y el libro de memorias “Mi país inventado” (2003). Sus libros, que son más de 20, ocupan siempre los primeros puestos en las listas de ventas, no sólo americanas sino también europeas, han sido traducidas a más de 25 idiomas.
En 2012 decidió incursionar en el terreno de la novela policial, género que desde 2006 cultiva su exmarido, William C. Gordon, y escribió “El juego de Ripper”, que entregó en diciembre de ese año a su agente Carmen Balcells. El libro salió publicado a principios de 2014. Según cuenta Allende, fue Balcells quien le propuso escribir una obra policíaca con Gordon, pero no resultó: “Fue imposible. Tenemos diferentes maneras de trabajar, pero yo me quedé con la historia”, ha explicado la autora, quien aseguró que su marido le “ayudó con la estructura del libro”.

La pasión de escribir
Desde 1959 hasta 1965, trabajó en la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en Santiago de Chile. Durante los años siguientes, pasó largas temporadas en Europa, residiendo especialmente en Bruselas y Suiza. A partir de 1967, tomó parte en la redacción de la revista Paula, al tiempo que publicó una gran cantidad de artículos sobre diversos temas. Posteriormente, realizó colaboraciones para la revista infantil Mampato, de la que fue directora suplente entre 1973 y 1974, y publicó dos cuentos para niños (La abuela Panchita y Lauchas y lauchones, ratas y ratones) y una colección de artículos titulada Civilice a su troglodita; además, trabajó en dos canales de televisión chilenos.

A principios de los años 1970 incursionó en la dramaturgia. Su obra de teatro, “El Embajador”, se estrenó en 1971. Asimismo, en 1973, se estrenaron “La balada del medio pelo” y “Yo soy la Tránsito Soto”. Finalmente, poco antes de abandonar el país, se estrenó “Los siete espejos”.

En 1988, viajó a Chile para votar en el plebiscito de octubre, que perdió Pinochet y que condujo, al año siguiente, a elecciones que ganó la oposición, agrupada en la Concertación. En 1990, con el retorno de la democracia en Chile, fue distinguida con la Orden al Mérito Docente y Cultural Gabriela Mistral por el presidente Patricio Aylwin.

Desde 1988 ha sido distinguida en la Academia de Artes y Letras de Estados Unidos y su lema es “Dejen volar su imaginación y escriban lo necesario”. En mayo de 2007, se le hizo entrega del doctor honoris causa por la Universidad de Trento (Italia) en “lingue e letteratture moderne euroamericane”.

En septiembre de 2010, fue distinguida con el Premio Nacional de Literatura de Chile, por “la excelencia y aporte de su obra a la literatura, la que ha concitado atención en Chile y en el extranjero, y también ha sido reconocida por múltiples distinciones y ha revalorizado el papel del lector”. La votación, como era de esperar por la polémica que le había precedido, no fue unánime (tres votos contra dos). Isabel Allende se convirtió en la cuarta mujer en recibir este galardón, antecedida por Gabriela Mistral (1951), Marta Brunet (1961) y Marcela Paz(1982).

Al año siguiente, recibió el Premio Hans Christian Andersen de Literatura por sus cualidades como narradora mágica y su talento para “hechizar” al público, sucediendo a otra mujer, la británica J.K. Rowling, que ganó la primera edición de este galardón que desde 2010 se entrega en Odense, ciudad natal del famoso escritor danés.

Los galardones
En el transcurso de su extensa obra literaria, Isabel Allende ha sido reconocida con diversos premios, entre ellos: Novela del año (Chile, 1983), Panorama Literario (Chile, 1983), Autor del año (Alemania, 1984), Libro del año (Alemania, 1984), Grand Prix d’Evasion (Francia, 1984), Grand Prix de la Radio Televisión Belge (Point de Mire, 1985), Mejor Novela (México, 1985), Premio Bellas Artes de Narrativa Colima para Obra Publicada (México, 1985), Quality Paperback Book Club New Voice (Estados Unidos; nominación en 1986), Autor del año (Alemania, 1986), XV Premio Internazionale I Migliori Dell’Anno (Italia, 1987), Premio Mulheres a la Mejor Novela Extranjera (Portugal, 1987), Nominación al Los Ángeles Times Book Prize (Estados Unidos, 1987), Library Journal’s Best Book (Estados Unidos, 1988),y Before Columbus Foundation Award (Estados Unidos, 1988).

Asimismo, se hizo merecedora de la Orden al Mérito Docente y Cultural Gabriela Mistral (Chile, 1990), Premio Literario XLI Bancarella (Italia, 1993), Independent Foreign Fiction Award (Inglaterra, junio-julio de 1993), Brandeis University Major Book Collection Award (Estados Unidos, 1993), Feminist of the Year Award, The Feminist; Majority Foundation (Estados Unidos, 1994), Critics’ Choice (Estados Unidos, 1996), Books to Remember, American Library Assoc. (Estados Unidos, 1996), Hispanic Heritage Award for Literature (Estados Unidos, 1996), Malaparte Amici di Capri (Italia, 1998), Donna Citta Di Roma (Italia, 1998), Dorothy and Lillian Gish Award (Estados Unidos, 1998), Sara Lee Foundation (Estados Unidos, 1998), Premio Iberoamericano de Letras José Donoso, Universidad de Talca (Chile, 2003), Premio Honoris Causa, Università di Trento en “lingue e letteratura moderne euroamericane” (Trento, Italia, 2007), Premio Nacional de Literatura de Chile (2010), Premio Hans Christian Andersen de Literatura (Odense, Dinamarca, 2011), Premio Ciudad de Alcalá de las Artes y las Letras (Alcalá de Henares, España, 2011), Premio Carl Sandburg (Biblioteca Pública de Chicago, Estados Unidos, 2013), Premio Libro de Oro 2014 (Cámara Uruguaya del Libro) por El juego de Ripper, Medalla de la Libertad (Estados Unidos, 2014), y Doctorado honoris causa de la Universidad de Santiago de Chile (2015).

No hay comentarios

Dejar una respuesta