No confíes tu sueño a la suerte. Confía en tí.

0
537
No le confiesa tu sueño a la suerte.Derecho de autor: lightwise / 123RF Foto de archivo
\

No confíes tu sueño a la suerte. Confía en tí. Vamos a definir suerte desde nuestra plataforma como un conjunto de sucesos que se unen en un espacio y tiempo determinado para que algo suceda, sea para bien o sea para mal.

En la cultura latina, siempre ha habido una especie de creencia en la “buena suerte”o en la “mala suerte”. Sin embargo, en Mujer Latina USA creemos en la determinación de lograr los sueños  a través de una serie de actos o sucesos planificados y organizados que te pueden llevar al éxito de tu emprendimiento. No confíes tu sueño a la suerte. Confía en tí.

Está claro que cuando emprendemos en cualquier ámbito de la vida, estamos tomando una serie de decisiones que implican acciones que planificamos o elegimos para lograr ese objetivo. Ahora bien, no podemos dibujar el resultado con precisión porque entran en juego los imponderables de la vida. A estos los llamamos “mala suerte” si afectan de manera negativa nuestro plan o “buena suerte” si es todo lo contrario.

Como definimos al principio de este artículo a la suerte, si queremos empezar un proyecto, está en nuestra planificación el minimizar los riesgos y dejar lo menos posible al azar, porque para bien o para mal siempre va a estar presente en nuestras vidas. Si estudiamos la biografía de los grandes  actores del desarrollo de la humanidad siempre ha habido ese detalle curioso de la suerte. Las circunstancias estaban dadas para que “eso” sucediera y se diera el gran descubrimiento, acontecimiento o la gran fortuna.

Una verdadera Emprendedora

El factor suerte va a estar siempre, pero como emprendedoras debemos ir más allá de la fantasía de ganarse la lotería, o lograr el éxito de la noche a la mañana. Esos son casos aislados. Hacemos una lista de lo que en Mujer Latina USA llamamos suerte de una verdadera emprendedora conscientes de que siempre va a existir ese factor riesgo que no manejamos:

  1. Una verdadera emprendedora conecta primeramente con sus  talentos y los acciona en función de una meta y un bien común. Siempre debemos aportar a la comunidad con nuestras ideas y proyectos y hacer a nuestro entorno participe de ello.
  2. Una verdadera emprendedora planifica cada etapa de su proyecto desde la conciencia del aquí y ahora y la realidad circundante.
  3. Una verdadera emprendedora se prepara lo mejor posible para los momentos duros que todo comienzo implica y maneja  los factores de riesgo previamente estudiados en un plan de negocio. Minimiza riesgos y maximiza potenciales.
  4. Una verdadera emprendedora conoce su mercado y ajusta la estrategia ante las bajas que este pueda tener. Sea porque su emprendimiento es por temporada o “seasonal”
  5. Una verdadera emprendedora establece un plan de estrategia por etapas pequeñas y manejables para aminorar la presencia del azar y va a pasos pequeños pero constantes.
  6. Una verdadera emprendedora aprende de los errores y corrige inmediatamente.
  7. Una verdadera emprendedora te recomienda en el punto # 7 por buena suerte: No confíes tu sueño a la suerte. Confía en tí.

 

No hay comentarios