Quiero un perro…asumo mi responsabilidad

0
507
QUIERO UN PERRO…ASUMO MI RESPONSABILIDAD
QUIERO UN PERROÉASUMO MI RESPONSABILIDAD
\

Parte I

En el momento en que decides tener una mascota en casa , debes preguntarte por un momento si ese impulso de salir a adoptar o comprar un cachorrito es por moda, por satisfacción personal, por presumir ante los amigos, por soledad o porque realmente quieres un nuevo miembro en la familia que va a compartir tu casa. Te debes preguntar eso, porque el tener una mascota implica una responsabilidad y un compromiso ante ese ser vivo que siente hambre, sed, que quiere jugar, caminar, que necesita atención veterinaria,  que defeca y que sobre todo necesita y demanda atención y  amor.

Una vez hayas sincerado tus emociones con tus pensamientos y actos y estés decidida a buscar la mascota de tus sueños, prepárate para escribir un nuevo capítulo en tu vida.

Perro mascota
Quiero un perro…asumo mi responsabilidad

PERROS DE RAZA GRANDE

Si compras un cachorro de  raza grande entiende que va a crecer y va a ocupar un espacio físico en tu casa;  y que todo en él va a ser grande. Que por mucho que veas que crece de tamaño no madura al mismo ritmo y que puede alcanzar su tamaño real y seguir siendo un cachorro en comportamiento. Eso es muy importante que lo tengas en cuenta y lo manejes porque te puedes confundir y frustrar.

Aumentan  las raciones de comida

Ten en cuenta que las raciones de comida cambian y que el presupuesto que manejabas al principio se va a incrementar dado que está creciendo y el consumo de alimento también.  Es parte del proceso de su desarrollo sano.

Aumenta el tiempo de ejercicios y caminatas: todo es más.

También considera que las caminatas ahora van a ser más largas y los juegos más fuertes porque tu perro tiene mayor energía que gastar y necesita aumentar el tiempo de actividad física para sentirse cansado y querer regresar a casa; así que planifícate con tu reloj para que no llegues tarde a tus actividades cotidianas.

El espacio que ocupa ahora es mayor

A medida que tu perro crece ocupa y necesita mayor espacio para estar cómodo, por eso a la hora de elegir la raza de tu perro, observa bien la infraestructura de tu vivienda, porque de eso va a depender la comodidad tuya, la de tu familia y la de tu mascota. Es elegir con sensatez al perro que quieres y puedes tener.

Felicidad con responsabilidad

El tener una mascota debe tener un sentido de satisfacción y traer felicidad a todos los miembros de la familia porque es una convivencia que dura unos cuantos años.

Por experiencia propia les digo  que los perros se convierten en parte de nuestras vidas y tengo la bendición de tener razas grandes y pequeñas. La satisfacción que ellos me dan día tras día es hermosa . Les presento a Capitán, mi Rhodesiano. Soy criadora certificada de esta raza de perros africanos. Más adelante les hablaré sobre ello.

Roxana Castillo

No hay comentarios

Dejar una respuesta